MIS AMADAS ENSALADAS TEMPLADAS

Bueno amigos, lo primero pediros disculpas porque he estado un poco más desconectada del blog en el último mes. Pero eso no significa que me haya desconectado de vosotros, ¡al contrario! De hecho estoy más motivada que nunca, lo único que el día a día me es más fácil compartir consejos, recetas, información, fotos, vídeos, novedades en mi canal de youtube, mi página de Facebook e Instagram. Así que os invito a que me sigáis si aún no lo hacéis.

La verdad que estoy pasando una temporada muy intensa, no sólo a nivel laboral, sino personal. Muchos cambios, noticias inesperadas, actividad, proyectos, dormir poco, pensar mucho, gestiones, emociones, y mucho trabajo interior… Menos mal que sé que todo obedece a un plan mucho mayor de lo que podemos imaginar. Que todo pasa por algo, que cada experiencia es un aprendizaje, que la enfermedad es un camino, y sobre todo que somos los únicos responsables de lo que nos pasa. Y que la mejor manera para afrontar la vida es el autoconocimiento, el preguntarnos cosas, el saber lo que queremos y el diseñar nuestra propia realidad.

Y que si no nos gusta lo que tenemos en nuestra vida, en vez de quejarnos, debemos preguntarnos ¿qué le estoy yo dando al mundo para tener esto? Si tu das, recibes. De eso no hay duda, y os lo puedo garantizar por experiencia propia. Si sonríes, te sonríen, si eres amables, recibes amabilidad, pues lo mismo con todo lo demás. Si regalas abundancia al mundo, eso es lo que vas a obtener. Una manera de ver lo que estamos atrayendo es ser consciente de lo que pensamos. Si tenemos ocupados nuestra mente con bucles recurrentes, además de que estamos atrayendo esa energía, no estamos utilizando nuestro maravilloso cerebro para pensar en cosas productivas y positivas que podamos convertir en acciones para mejorar nuestra vida.

Y para poder estar en una actitud de abundancia, es imprescindible estar bien nutridos, de relaciones sanas, trabajando en algo que nos llene, dedicándonos tiempo a nosotros mismos, motivados con un nuevo aprendizaje o proyecto, y por supuesto con nuestro mejor aliado: una alimentación sana, alta en nutrientes, limpia, colorida, hidratante y depurativa. Que nos aporte altas dosis de energía para afrontar la vida de una manera positiva, nos permita pensar con claridad, y nos regale salud.

No olvidemos que la manera en que nos alimentamos también es la forma en la que afrontamos los demás aspectos de nuestra vida. Si nos queremos nos vamos a dar lo mejor en todos los sentidos. Y para ello os propongo, incluir todos los días al menos una gran ensalada en vuestra comida o cena. Yo este otoño he disfrutado de un montón de ensaladas templadas. En vez de tomar primero la ensalada y luego una verdura cocinada (salteada, al vapor o cocida), lo mezclamos, y de esta manera la verduras que están blanditas se deshacen con las hojas verdes, formando una salsa deliciosa. Además al pasarles el calor adquieren otra textura, ya que pierde parten parte del agua.

Pues aquí os recuerdo 3 recetas que espero que os inspiren para crear vuestras propias amadas ensaladas templadas, jugad con la hoja verde, los vegetales, los aliños…

Disfrutad del fin de semana, y haced siempre cada día una cosa que os haga sentir lo mucho que os queréis.

Ensalada de Coles de Bruselas al vapor

ensalada coles

 

Ensalada de calabaza y berenjena al horno

Ensalada Templada de Calabaza

 

Ensalda de brócoli  y champiñones salteados

Ensalada templada de Brocilis y champis

3 Comentarios

  1. Que alegria volverte a leer’¡¡¡ Gracias por compartir estas recetas de ensaladas la verdad es que me vendrán muy bien. Me alegra saber que estas ocupada e ilusionada en nuevos proyectos. Un besazo¡¡

  2. Linda soy de chile y creo que por tu culpa soy mita y mitad vegetariana, me encanta seguirte solo que no tencrudivego facesolofacebookro no importa Ojalá sigas escribiendo por aquí.
    Gracias!!

    1. Ay! Lo escribí pésimo, soy mitad crudivegana y mitad vegetariana me encanta seguirte pero no tengo face, no importa solo quería decirte que Graciasssss,!

Publica un comentario