SOPA FRÍA DE MELÓN A LA MENTA

Aaaaaay (supiro de felicidad), cómo se nota que ha llegado ya casi el verano!!! Y con él la gran variedad de frutas para refrescarnos e hidratarnos, con su dulce sabor, su aroma embriagador, infinidad de colores y texturas con los que hacer nuestras riquísimas recetas nutritivas y depurativas. En verano todos podemos ser crudiveganos! A quién le apetece ahora comida densa, cocinada, alta en grasa, de dificil digestión, guisos pesados y humeantes de legumbres y cereales que nos roban la energía… Ahora ya no hay excusa de que nos apetezca un plato caliente, así que aprovechemos para sustituir desayunos por batidos, zumos o licuados, comidas por cremas frías o ensaladas  y cenas por platos de pasta raw con vuestra salsa favorita.  Como la sopa fría o gazpacho de melón con pepino y menta que os propongo hoy.

Bueno, pues a lo que iba, que el cambio de estación nos regala frutas tan ricas como  el  melón. Tiene numerosas propiedades, entra ellas ser un potente diurético, antioxidante y depurativo. Además mantiene nuestra piel en perfecto estado, ya que elimina toxinas y por lo tanto manchitas, y por su contenido en vitamina A, que evita la sequedad.  Nos aporta fibra, potasio, calcio, ácido fólico y zinc, regula los niveles de colesterol y previene enfermedades cardiovasculares.

Su gran contenido en agua hace que sea una fruta con muy pocas calorías, así que no temáis en comer toda la cantidad que queráis. Eso sí, nunca mezclado con nada, ya que precisamente al ser tan rápido de digerir, si lo comemos con otros alimentos que tienen otros tiempos de digestión nos puede fermentar en el estómago. Sólo es recomendable mezclarlo con hoja verde liguera o con vegetales como el pepino que es prácticamente todo agua.

¿Cómo comer el melón?

A pesar de que no se puede combinar con apenas ningún ingrediente, tenéis muchas opciones para preparar diferentes recetas con un melón.

  • Abierto en dos y con una cuchara. Al igual que la sandía, es mi manera favorita de devorarlos. Probad y disfrutad amigos.
  • Batido. Simplemente meterlo en la batidora y refrescaros con esta delicia hecha elixir.
  • Batido verde. Mezclado con lechuga, espinacas, un poquito de perejil o menta.
  • Helado. Congelar en trocitos y batir.
  • Sopa fria. Como la que os propongo ahora de pepio y menta
  • Ensalada. La misma  versión que la sopa pero triturando los ingredientes en vez de batirlos, y rellenando el melón a modo de bol.
  • Leche de melón: con las semillas y el jugo amarillo que está en el centro podemos preparar una sabrosa leche de melón. Podéis ver en este post lo sencillo que es hacer leches vegetales

La sopa fría de melón (atención a la  dificultad de la elaboración) se hace batiendo melón, pepino y menta. En cuanto a las cantidades, qué menos que medio melón para sustituir una comida y un par de pepinos. Sí, ya sé que también puede ser un batido, si lo bebemos en vez de comer con cuchara, pero para que veais que también es importante la parte psicológica. No es lo mismo un batido que una sopa fría de melón a la menta. La presentación  y la forma de comerlo también nos hace experimentar nuevas sensaciones. Y sobre todo deleitar a nuestros invitados cuando vienen a casa. También podría ser un gazpacho de melón y presentarlo con trocitos de pepino triturado encima.

Como siempre digo, lo que da de sí la fruta! Así nos zampamos la semana que da gusto! Feliz lunes y comienzo de semana a migos!

 

 

2 Comentarios

  1. Hola Cris, llevo varias semanas comiendo crudo, y haciendo ejercicio, pero no logro ver que baje esa hinchazón o pesadez en mi estomago, qué crees que es?

    1. Hola Camila,

      pueden ser malas combinaciones o simplemente que tu organismo se está adaptando a digerir nuevos alimentos. Ahora tiene que producir nuevas enzimas y la flora bacteriana también cambia. La detox también puede producirla, asi que tranquila. 🙂

      Toma cosas sencillas, licuados, batidos y no mezcles muchos ingredientes, mastica bien…

      un beso

Publica un comentario