El Universo de Cris

SISTEMA NERVIOSO AUTÓNOMO Y NERVIO VAGO

El sistema nervioso es una red compleja de nervios y células especializadas (neuronas) que envía señales eléctricas desde el cerebro y la médula espinal hasta las distintas partes de nuestro cuerpo.

Este circuito eléctrico tiene una parte voluntaria, la que capta la información a través de los sentidos para dar una respuesta que nosotros controlamos; y una parte autónoma.

El Sistema Nervioso autónomo llega a cada rincón de tu organismo, incluidas las células. Lo controla absolutamente todo. Los procesos en el organismo pasan por recibir una orden que es trasladada a través de este entramado eléctrico.

El sistema nervioso autónomo tiene un acelerador y un freno (SNS y SNPS)

El Sistema Nervioso Simpático (SNS) es el que te activa para la lucha o para la huida. Es el que regula las respuestas de tu organismo a la activación.

El Sistema Nervioso Parasimpático(SNPS) en cambio, es el que se pone en funcionamiento, cuando estas respuestas de activación han concluido y hay que volver a la relajación.

Si tienes que salir corriendo porque pierdes el autobús, o por una discusión, situación de estrés, se activa el Sistema Nervioso Simpático. Cuando haces la digestión, o tu sistema inmunológico debe actuar, se activa el Sistema Nervioso Parasimpático.

Cuando uno de los sistemas está activado, el otro no. Ambos nunca estarán en funcionamiento al mismo tiempo.

Todos tenemos tendencia mayor hacia un sistema nervioso, o al simpático (el acelerador) o al parasimpático (el freno). Es algo que hemos ido adoptando desde nuestra infancia, y modelado con todos los hábitos de vida que hemos tenido a lo largo de nuestra vida.

El modo en el que hoy vivimos, es prácticamente de activación del SNS continua. Esto lleva a que el SNPS apenas entre en funcionamiento.

Las consecuencias de esta no activación del SNPS son digestiones lentas e incompletas, mala absorción de nutrientes, funciones de detoxificación casi inexistentes, depresión del sistema inmune.

El SNS tiene multitud de nervios para activar ese acelerador que llevamos pisado todo el día. El SNPS tiene un principal conductor de sus instrucciones para frenar, el Nervio Vago.

El Nervio Vago es el más largo de nuestro sistema nervioso, conecta el tronco cerebral con casi todos los órganos del cuerpo, con el corazón, pulmones, estómago, intestinos, páncreas, hígado, riñones, bazo y vesícula.

Ayuda a cambiar el modo corporal para el descanso, la relajación, realizar las tareas digestivas, activar el sistema inmune, favorecer la regeneración celular y la detoxificación.

Es además la vía de comunicación de nuestro cerebro, con nuestro segundo cerebro (la microbiota intestinal). Nuestras emociones, los acontecimientos que vivimos, sentimos,  lo que comemos, tienen esta autopista cerebro-intestino de doble dirección. 

¿Por qué activar el nervio vago?

Las funciones del Nervio Vago son:

  • Contracción de las cuerdas vocales para la producción de la voz
  • Control de la contracción del corazón
  • Disminución de la frecuencia del latido cardíaco
  • Permite la respiración profunda y plena
  • Desvía el flujo sanguíneo de extremidades a los órganos internos
  • Controla la producción de jugos gástricos 
  • Activa la producción de saliva
  • Activa la producción de sudor
  • Controla los órganos de detoxificación
  • Libera neurotransmisores antiinflamatorios
  • Nos avisa de que estamos saciados y no debemos comer más
  • Actúa sobre los ritmos del sueño y la producción de melatonina
  • Regula los niveles de azúcar en sangre
  • Controla la secreción de hormonas

Hay muchas razones para activar el nervio vago (como sentirnos con  más paz y liberarnos del estrés crónico), pero la que a nosotros nos ocupa, es  la de optimizar los procesos depurativos y de digestión y asimilación de nutrientes.

Por lo tanto, la función principal del sistema nervioso simpático es activar al organismo  para responder más eficientemente a situaciones de amenaza, lucha, huída. Y para ello se dan una serie de reacciones fisiológicas en nuestro organismo.

Sin embargo, en el mundo en el que vivimos actualmente, percibimos como amenazas, situaciones diarias que nos sobre-activan y estimulan,generando  desequilibrios y provocando que luego nuestro cuerpo no sepa volver de manera natural a la paz.

Y entonces se genera sin razón aparente, estrés crónico, nerviosismo, ansiedad, ganas de comer a todas horas (por el subidón de insulina que provoca el cortisol ante la respuesta de amenaza)

Y si esto se mantiene en el tiempo durante años, enfermedades hormonales, digestivas y emocionales. El sistema nervioso está conectado de manera bidireccional con el intestino, el sistema endocrino u hormonal, el sistema inmune, y el cerebro.

De hecho estas son algunas de los cambios que se provocan, para ayudarnos a huir y resolver la situación.

Cambios fisiológicos

– Dilatación de la pupila para tener más capacidad visual
– Aumento de la frecuencia cardíaca y de la presión sanguínea para enviar oxigeno y nutrientes a la sangre y a los músculos y que la sangre llegue más rápidamente a los órganos
– Secrección de adrenalina, noradrenalina, glucosa y cortisol, con el fin de aumentar la activación física y psicológica.
– Dilatación pulmonar: para llevar más oxigeno a los pulmones
– Paralización del proceso digestivo y de la secreción de enzimas: para ahorrar energía
– Se detiene la producción de saliva (por eso en situaciones de estrés se seca la boca)
– También se detiene la excreción, contrayéndoselas los esfínteres, y dificultando orinar o desechar

Por eso, para saber si tiendes a tener el Sistema Nervioso Simpático demasiado activo, aquí tienes algunos síntomas:

Síntomas sobre activación nervio vago

– Malas digestiones.
– Problemas digestivos crónicos
– Dificultad para conciar el sueño
– Sueño ligero
– Reacciones ante los estímulos de manera muy exagerada, tanto física como emocionalmente
– Ansiedad por la comida (sobre todo hidratos de carbono)
– Ataques de ansiedad
– Estrés y nerviosismo sin razón aparente
– Patologías hormonales
– Te pones mala muy frecuentemente (por tener problemas con tu sistema inmune)
– Inflamación.

¿Qué hacer para regularlo?

A menudo pensamos que sólo la terapia desde un punto de vista psicológico es la solución. Sin embargo, a través de actividades, hábitos y alimentos, se puede activar instantáneamente el sistema nervioso parasimpático a través del nervio vago, que es aquel que nos conecta con la sensación de paz y de seguridad. Si uno está activo el otro no puede estarlo al mismo tiempo.

Algunas herramientas son las respiración consciente con exhalación profunda, la meditación, automasaje facial y en las orejas, vista panorámica, pasear por la naturaleza, pasar tiempo con animales, baños de agua fría, y determinados alimentos y complementos.

Por eso este mes en Club Detox, nuestra membresia detox, donde cada mes hacemos una depuración, en octubre hacemos un reseteo del sistema nervioso para que todos los protocolos que hagamos tengan más efectividad. . Aquí tienes toda la información para inscribirte en el Club.

 

 

Publica un comentario

5 − 4 =

¡Deja tus datos y nos vemos ahora en la clase!

Introdude tu nombre y email

Health Mentor

Al dejar tus datos, estos pasan a formar parte de la base de datos de Cristina Muñiz, alojada en la plataforma Active Campaign. Al rellenar este formulario aceptas también su política de privacidad. El objeto es enviar comunicaciones relacionadas. En cualquier momento podrás darte de baja, mandando un email a cris@eluniversodecris.com. Más información en laPolítica de Privacidad

Descubre la dieta que está transformando la vida de cada vez más personas

Para apuntarte a la clase introduce tu nombre y email

Al dejar tus datos, estos pasan a formar parte de la base de datos de Cristina Muñiz, alojada en la plataforma Active Campaign. Al rellenar este formulario aceptas también su política de privacidad. El objeto es enviar comunicaciones relacionadas. En cualquier momento podrás darte de baja, mandando un email a cris@eluniversodecris.com. Más información en laPolítica de Privacidad

Deja tus datos para que te enviemos el
enlace de zoom a tu bandeja de entrada